¿Por qué lo hacemos?

 

En mayo, la Concejalía de Educación del Ayuntamiento de Alcantarilla, tenía prevista la celebración del II Congreso Nacional de Convivencia Escolar. Agentes del cambio: respuestas a la convivencia.

Este evento no podrá realizarse como consecuencia de la pandemia de covid-19 que asola la mayoría de los países del mundo, entre ellos y con virulencia, el nuestro.

El estado de alarma que ha generado el virus, nos ha llevado al confinamiento de la ciudadanía. Son muchas las iniciativas que, desde todos los medios telemáticos e incluso presenciales, desde ventanas y balcones, se han puesto en marcha con el ánimo de favorecer la tolerancia y la convivencia.

No se nos escapa que esta convivencia entre familias conectadas a su vez con el profesorado, ha resultado ser, en términos generales y según se va desprendiendo de las personas con las que hemos contactado, una experiencia reveladora e inesperada, por lo positiva.

Desde la Concejalía de Educación quisiéramos recoger las sensaciones que el post confinamiento pueda provocar como colectivo, como comunidad educativa, como alumnado y/o profesorado: como personas. Si supondrá un cambio tangible en los comportamientos sociales que pueda generar más y mejor convivencia. En la escuela. En la sociedad; porque nuestro interés radica en la colocación de los niños, niñas y adolescentes en el centro de la convivencia como agentes favorecedores de un cambio regenerador, participativo, cooperativo y solidario que propicie el entendimiento y el acuerdo, premisas a favor de la convivencia, la empatía y el respeto.

Que la opinión, la reflexión de nuestros y nuestras ponentes, provoque a su vez la reflexión de los y las profesionales de la Educación a los que nuestro Congreso  irá dirigido el próximo año, es nuestro principal objetivo.